domingo, 13 de septiembre de 2009

Flashback 2

Hace unos meses amenacé con recuperar algunas de las locuras que escribía en aquellos años en los que todo sucede por primera vez, la época en la que las heridas eran poco profundas, pero marcaban sí o sí el camino que habríamos de recorrer. Aparco, por el momento, en el segundo capítulo, la aventura tenebrosa que imaginé hace poco, con la esperanza de encontrar de nuevo la senda no muy tarde. De nuevo versos viejos rescatados de las hojas amarillentas de un viejo cuaderno. Otra vez sin métrica, con el único estilo que dictó el momento y el lugar en el que fue escrito, a lápiz, a buen seguro en una noche como ésta. Éste no es tan antiguo, pero eso no quiere decir que vaya a ser mejor. En vuestras manos lo dejo. Y a ti, que nunca llegaste a leerlo, perdón por rescatarlo del olvido.

LETANÍA

Es como quien busca en el saco del olvido
y no encuentra en él más que podridas telarañas,
y remueve con el fango lo soñado y lo vivido
para cubrir con ilusiones la memoria ya oxidada

me muerden tan adentro los besos que te he pedido,
se siente sin tu abrazo mi piel tan congelada,
que no sé si antes de ti algo mío ha existido
y dudo que tras de ti en mi vida dejes nada

tengo marcas en la espalda después de dormir contigo,
tengo, a fuego lento en la piel, tu herida tatuada,
y no sangro por sangrar, sangro por un motivo:
que mi sangre deje tu nombre escrito sobre mi almohada

lucha aún mi corazón aunque mi cuerpo se ha rendido
por mantener sobre mi piel tu caricia señalada,
y las huellas de esos besos que mis labios han partido
alimentan, en silencio, estas letras de esperanza

de esperanza por volver a sentir lo que he sentido
al estar, cuerpo con cuerpo, nuestras vidas abrazadas,
compartiendo con miradas el compás de los latidos,
así te entregué mi vida, yo no me quedé nada...

Para A, 2004

2 comentarios:

Indo dijo...

jo.
yo que quiero y no puedo. y tú dices que si la métrica, que si noséqué. ya quisiera que en el mejor de mis momentos me saliera la mitad de esto que has escrito tú...
y a la que no llegó a leerlo... pues vaya. ya quisiera yo también que alguien alguna vez en su vida me hubiera querido un segundo aunque fuera para escribirme algo parecido.
es poesía pura porque es sentimiento en estado puro. y me gusta, me gusta mucho. aunque reconozco la sorpresa, acostumbrada a las historias oscuras, que imagino en blanco y negro, a esta, tan amorosa, tierna, apasionada, rojo sangre...
bueno, eso, que me lío. que me ha gustado mucho. espero el capítulo dos... y la espera es muy amena con estos flashback.
un beso.

elshowdefusa dijo...

Me muerden tan adentro los besos que te he pedido... Me muerden tan adentro los besos que te he pedido... Me muerden tan adentro los besos que te he pedido...

Me encanta este verso, I.
El poema es precioso, de verdad.